Colaboración: Revista Shangrila nº20-21 – Marguerite Duras

13 diciembre 2014

Cuando ya está disponible Las distancias del cine, el último número de la revista Shangrila, que incansable prosigue su extraordinaria labor editorial (imperdibles los libros de Aumont, Rancière o Bellour), queremos recuperar el pasado ejemplar, dedicado a la escritora -y cineasta postergada- Marguerite Duras, en el que tuvimos la oportunidad de colaborar con un modesto artículo.


Shangrila Revista 20-21
MARGUERITE DURAS. MOVIMIENTOS DEL DESEO. Coordinación: Nacho Cagiga Gimeno / Jesús Rodrigo García
SUMARIO
PRIMER MOVIMIENTO
Labrar silencio y resistir – Alba Ceres Rodrigo
Marguerite Duras o el deseasosiego – Nuria Ruiz de Viñaspre
Irse – Mariel Manrique
Neauphle-le-Château. Donde vive la escritura – Olvido Marvao

SEGUNDO MOVIMIENTO
La recursividad de la (auto)biografía y del imaginario durasianos – Amelia Gamoneda
Donnadieu/Duras. Narrar/narrarse. Confesión, deseo, simulacro – Isabel Mercadé

TERCER MOVIMIENTO
Aquella reina, negra y azul. (La muerte de una mosca azul) – Pablo Perera Velamazán
Destruir – Maurice Blanchot
Mírela. Cierre los ojos. Vea ese abandono. (Una lectura de Il dialogo di Roma, de Marguerite Duras) – Alberto Ruiz de Samaniego
De las dificultades de la filosofía y la soltura del cinematógrafo. En velado recuerdo de India Song – Isabel Escudero

CUARTO MOVIMIENTO
Moderato silencioso. Los límites del amor en las ficciones de Marguerite Duras – Faustino Sánchez
Madame Duras y el círculo vicioso – Laia López Manrique
Marguerite Duras. La lepra del corazón – Jesús García Hermosa
La escritura fílmica de la pérdida. Los ojos verdes – Nacho Cagiga
¿Y qué pasaría si la Rive gauche hubiera sido la verdadera Nouvelle vague? – Ricardo Adalia Martín
Marguerite Duras. Palabra, silencio – Juan Jiménez García
Outside. Marguerite Duras – Javier M. Tarín

QUINTO MOVIMIENTO

SEXTO MOVIMIENTO
La memoria inconsolable: Hiroshima mon amour – Irene de Lucas
Hi-ros-hi-ma – Pilar Carrera
El amor y la muerte. Hiroshima mon amour ¿Filme nihilista? – Edgar Morin
Escribir el rostro entre los rostros de Marguerite Duras – Ruth Llana

SÉPTIMO MOVIMIENTO
El color de la palabra – Alegría Royo Beltrán
Marguerite Duras: Música espectral. Los ecos y las resonancias del fantasma – Luiz Soares Júnior
El grito pleno de la pasión. Los textos fílmicos de Marguerite Duras – Juan Miguel Company Ramón
Con otras voces, en otros ámbitos – Alegría Royo Beltrán
Escucho India Song – Udo Jacobsen Camus
Baxter, Vera Baxter. Casa tomada – José Francisco Montero
Deseo y destino: La estructura teatral en la obra de Marguerite Duras – Ana Hidalgo

OCTAVO MOVIMIENTO
Marguerite Duras. El arrebato de Lol V. Stein – Juan Miguel Ariño
El dolor durasiano o la escritura inmunológica – Javier Iglesias

CADENZA Y CODA
De príncipes milenarios, amores y huidas – Marisa López Mosquera
Marguerite Duras salta a la comba – Luis Miguel Rabanal


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014: epílogo

30 noviembre 2014

Educação sentimental poster

En la anterior despedida del Festival Internacional de cine de Las Palmas de Gran Canaria, en el año 2012, deseábamos que la precaria situación económica general no interfiriera en su viabilidad o su existencia futura. Finalmente sí que lo hizo, pues en 2013 no se llegó a celebrar. Ahora, con ocasión de su recuperación, y cuando en su clausura felizmente se anunció la continuidad para el 2015 (volviendo a sus idus de marzo), esperamos que la demagogia y el oportunismo propiciado al calor del a perro flaco.. no logren hacer mella ni en la debilitada, por la austeridad, organización, ni tampoco en los siempre veleidosos responsables políticos municipales. De manera que, pese a los cantos fúnebres de los mediocres y los mezquinos, se mantenga el rumbo firme y no se vea forzado a apearse de la apuesta editorial que constituye ya la seña de identidad característica de un festival severo y exigente para continuar siendo un oasis cinematográfico (junto a las actividades de la Asociación de cine Vértigo y del Aula de cine de la ULPGC) en este alejado páramo insular.

Indudablemente, el problema es profundo, social y cultural, y tiene que ver con la (falta de) educación cinematográfica que padecemos. No obstante, la resucitación del Festival ha estado marcada por un quizás inevitable tono elegiaco, o crepuscular, exteriorizado por el declive de los Multicines Monopol, con sus pantallas jaspeadas, sus butacas ausentes y el improbable escenario fantasmagórico que anegaba la Sala 3. También ha sufrido por la contraproducente convivencia entre la programación festivalera, y su público fiel, con la habitual del multicine, lo que contribuyó a una desusada ausencia de ambiente, a lo que también puede haber colaborado el limitado despliegue publicitario y el mínimo apoyo municipal. Todo esto ha extendido la interesada especie de que cunde la desafección del público (aunque esta huida de las salas, a nuestro parecer, tiene otro recorrido y es -en general- imparable) lo cual ha dado alas a uno que confunde ver películas con saber de cine para postular un cambio de rumbo, por supuesto con las palomitas, la ‘conexión’ con el público y la preocupación por el ‘dispendio’ económico por bandera hasta la rentabilidad y el espectáculo como programa, con nada menos que Cine+Food como modelo a imitar.

Mes séances de lutte Jacques Doillon

Lo cierto es que en esta edición la disminución a una tercera parte del presupuesto, ya muy menguado en la anterior, creemos que ha resultado muy significativa, repercutiendo de puertas para afuera en la percepción del espectador y el ciudadano, pues se ha traducido no solo en la mengua de un día de festival, de salas disponibles, de películas exhibidas (aunque dada la proliferación de títulos atractivos esto pudiera ser de agradecer) y el aumento de pases únicos, sino también en la reducción de retrospectivas o secciones digeribles para congraciarse con el público general no especializado. Lo que unido a otros detalles, como la ausencia de voluntarios que intermedien con un público potencial pero desinformado, la momentánea falta de programas y la animosidad mostrada por la, salvo excepciones, cerril e indocumentada crítica periodística local, alimentan frente a pasadas ediciones el recuerdo de un panorama triste y desconectado.

Aún con todo, la oferta cinematográfica festivalera en su conjunto supo no solo mantener el tipo dignamente, sino con cierta holgura al abrir ventanas- de otra manera inaccesibles- para el habitualmente huérfano espectador insular curioso o arriesgado. De tal forma, la variedad de la oferta permitió a los asistentes elaborar su particular abordaje festivalero, haciendo realidad la simultánea convivencia de festivales paralelos. Desde los que se concentran en la sección oficial, a los que intentaron tomarle el pulso al mejor cine contemporáneo, al cine español menos comercial o al cine norteamericano que no llega a las pantallas nacionales. Por nuestra parte, nos atuvimos esencialmente al programa que prediseñamos al comienzo, lo que, por un lado, nos permitió disfrutar de una perspectiva de conjunto al picar de aquí y de allá, y, por otro, poder recuperar títulos de las diferentes secciones, con especial atención en las informativas.

Valérie Massadian, Mane Cisneros, Toni D'Angela y Mireia Ros

De la Sección oficial, curiosamente, solo vimos dos de los documentales Carta a un padre y Castanha y, anticipándonos a la resolución del jurado presidido por Toni D’Angela, cuya revista publicaba oportunamente un estudio sobre Júlio Bressane, las dos películas más sobresalientes, acertadas ganadoras de los premios más importantes del Festival: Educaçao sentimental y Mes séances de lutte.

Puesto que la invisibilidad de Invisibles USA es solo relativa, ya que en todo caso afecta a las pantallas comerciales, pero no a las virtuales, más porosas, nuestro interés se concentró en las dos ramas en las que se dividió la Sección informativa de esta edición. Así, pudimos disfrutar de la visión apocalíptica y virulenta de una China poseída por el virus del capitalismo autoritario que ofrece Jia Zhangke en A touch of sin, los documentales E agora? Lembra-me, de Joaquim Pinto, y The unknown known, el primero en clave autobiográfica y el segundo, de Errol Morris, mostrándonos al halcón de la política norteamericana Donald Rumsfeld. También cayeron Night moves, de Kelly Reichardt; y Stella cadente, de Luis Miñarro, un conocido del Festival de Las Palmas; entre los que incluimos a Cao Guimarães, que participó con O homem das multidões.

Costa da morte . poster

En la otra rama de la Sección informativa, Banda aparte, se dieron cita las propuestas más arriesgadas y afines al espíritu de los mejores años del Festival de Las Palmas y también de este blog. Entre ellas destacamos el inclasificable tríptico A spell to ward off the darkness, de los exploradores Ben Rivers y Ben Russell, la hipnótica pieza de Philippe Grandrieux, White epilepsy, así como la particular visión paisajística de Lois Patiño en Costa da morte, los descartes Outtakes from the life of a happy man, del imprescindible Jonas Mekas, o Pays barbare, de los traperos de la memoria Yervant Gianikian y Angela Ricci Lucchi. Mas también los cortos de Miguel Gomes y João Pedro Rodrigues y João Rui Guerra da Mata, Redemption y Mahjong, y la selección de obras cortas de los francotiradores solitarios Jean Claude Rousseau y Phil Solomon.

En el tintero se quedaron un buen puñado de títulos que esperamos recuperar de una u otra forma en otro momento: Mille soleils dirigida por Mati Diop, las gigantescas At Berkely, de Frederick Wiseman, Norte, the end of history de Lav Diaz y P3ND3JO5, de Raúl Perrone, o el ciclo dedicado al nuevo, y éste sí apenas visible, cine español, del que solo vimos El futuro, de Luis López Carrasco.

El Festival probablemente continúe lastrado por las estrecheces presupuestarias, un debilitamiento que parece que ahonda un muro de incomprensión entre amplios sectores de los medios locales, que no muestran ningún interés ni ambición por estar a la altura de la propuesta cinematográfica. Esto a su vez deja la puerta abierta a que sea cuestionado por algunos oportunistas y que, finalmente, pueda cundir el desánimo en sus filas al estar luchando contra molinos una batalla perdida. Lo importante es que el LPAFilmfest siga cumpliendo airosamente, dentro de la contención obligada por las circunstancias económicas, su función de verdadero baluarte o reducto cinéfilo insular y nacional. Y por ello, a pesar de los rebuznos, nos congratulamos de que la fidelidad a su perfil editorial certifique su excepcionalidad en este páramo, así como su necesidad y provecho. Hasta el punto de que se ha convertido en una bomba de oxígeno entre los cada vez más reducidos espacios para la cultura con criterio, acosados por los recortes y la guadaña cerril, que van quedando disponibles. Así, celebramos tanto su existencia y los contenidos, las películas, seleccionadas, que nos han permitido atesorar una nueva cosecha de lo más granado proveniente de otros festivales, como su contribución a difundir y enfocar la atención crítica sobre su programación dentro del panorama nacional y, en la medida de sus posibilidades, internacional.


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014 – Palmarés

8 junio 2014

Valérie Massadian, Mane Cisneros, Toni D'Angela y Mireia Ros

El Jurado presidido por Toni D’Angela, y compuesto por Valérie Massadian, Mane Cisneros Manrique y Mireia Ros, decidió otorgar la Lady Harimaguada de oro de esta edición a Educaçao sentimental, de Júlio Bressane (Brasil, 2013).

La Lady Harimaguada de plata fue para Mes seánces de lutte, de Jacques Doillon (Francia, 2013)

El Premio José Rivero al mejor nuevo directora Mouly Surya, directora de What they don’t talk about when they talk about love (Yang tidak dibicarakan ketika membicarakan cinta) (Indonesia, 2013).

El premio a la Mejor Actriz a Sara Forestier, por su interpretación en Mes séances de lutte, de Jaques Doillon (Francia, 2013).

El premio al Mejor Actor a João Carlos Castanha, por su papel protagonista en Castanha, de David Pretto (Brasil, 2014).

El jurado otorgó una Mención Especial del Jurado que coincidió con elPremio del Público a Kumiko, The treasure hunter, de David Zellner, (Estados Unidos, 2013).

Los integrantes del jurado del LPAFilm Canarias, antes Foro Canario, Carlos Rodríguez Ríos, Alejandro Díaz Castaño y Cloe Massota Lijtmaer resolvieron ofrecer el Premio Richard Leacock al Mejor largometraje a Slimane, de José Ángel Alayón; y el premio al mejor cortometraje a La pasión de Judas, de David Pantaleón. Asimismo, el Jurado también decidió otorgar dos Menciones Especiales una al largometraje, 11211, el barrio de las avenidas que se bifurcan, de Zac73dragon y otra al cortometraje a Memorándum, de Juan Millares.


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014. Sugerencias día VIII

7 junio 2014

Pendejos Raúl Perrone afiche

Acaba con fuerza el Festival, esta mañana se proyectó otro de los platos fuertes, y largos, de la Sección panorama en pase único, P3ND3JO5 del, para el gran público invisible, argentino Raúl Perrone, que solo competía en interés con el segundo pase del último episodio de la historia del cine que silenciosamente está llevando a cabo Mark Cousins, A story of children and film.

Manifestación contra las prospecciones 8 junio

En la sesión de la tarde, mientras que fuera de las salas Canarias muestra en la calle su rechazo a las prospecciones petrolíferas autorizadas por el Gobierno nacional del PP, retomamos el pase de Pays barbare, otra reflexión sobre la memoria y la política, esta vez con la Etiopía colonial italiana de fondo, de manos de Yervant Gianikian y Angela Ricci Lucchi, que dejamos pendiente el martes entre Árboles y Night moves. Para los que no comulguen con la senda seguida por esta pareja de cineastas siempre está la posibilidad de escoger entre dos de las películas premiadas en la Sección oficial, Kumiko, The treasure hunter, Premio del público y Mención especial del jurado, del indie David Zellner y What they don‘t talk about when they talk about love, (Yang tidak dibicarakan ketika membicarakan cinta), de Mouly Surya, premio José Rivero al mejor nuevo director.

A las 20h nos debatimos entre Coming to terms, la meditación sobre la muerte dirigida por Jon Jost, protagonizada por el también cineasta James Benning y una de las películas españolas del momento, El futuro, de Luis López Carrasco, de plena actualidad estas últimas fechas cuando se está poniendo en cuestión el modelo político-social surgido de la transición española.

La última sesión nos proporciona la posibilidad de acercarnos a White epilepsy, una pieza en las lindes del video arte firmada por el cineasta francés Philippe Grandrieux. Quien prefiera un menú más accesible, siempre puede optar por Meek’s Cutoff, el western revisionista en clave femenina y minimalista de Kelly Reichardt, una de las cineastas norteamericanas más interesantes.


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014: sugerencias día VII

6 junio 2014

Why they don't talk about when they talk about love

Hoy por la mañana se presentó la última película a concurso en la Sección oficial, la indonesia presentada en Sundance What they don‘t talk about when they talk about love, (Yang tidak dibicarakan ketika membicarakan cinta), de Mouly Surya. A partir de las 17h conoceremos el veredicto del jurado.

A las 18h se plantea una disyuntiva que los que ya hayan visto É o amor, del portugués João Canijo, no tendrán, pues coincide con Coming to terms, de Jon Jost, protagonizada por el también cineasta James Benning.

Stella cadente - Lluis Miñarro

En la primera sesión de las noche nuestra elección se inclina por Stella cadente, la mirada sobre breve monarca Amadeo de Saboya dirigida por el productor Luis Miñarro, para los no convencidos Une histoire seule, el delirio godardiano (según Quintín) de Aguinaldo Fructuoso y Xurxo Chirro (director de Vikingland), que comparecerá para presentarla. Y también, en la Casa de Colón, a esta misma hora se proyecta C’est eux les chiens, de Hicham Lasri.

A las 22h nos encontramos con Youth without youth, la primera película dirigida por Francis Ford Coppola diez años después de Legítima defensa. Pero en esta sesión sobresale La noche más freak, donde este año se incluyen la francesa Les rencontres d´après minuit, de Yann González, que fue seleccionada entre los diez mejores films del año pasado por Cahiers du cinema, y Bill Pympton.


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014: sugerencias día VI

5 junio 2014

Kumiko the treasure - ZellnerEsta mañana se estrenó la penúltima dupla de la Sección oficial, con Eryka’s eyes, a las 10h, del hispano canadiense Bruno Lázaro Pacheco, y a las 12:30h, Kumiko, The treasure hunter, del norteamericano David Zellner.

Mekas at work with Outtakes from the life

Por la tarde destaca el último pase de Outtakes from the life of a happy man, la última película de la coherente e inconfundible obra de Jonas Mekas, que sigue trabajando en la intersección de la poesía, el montaje y la biografía, ofreciendo esta vez una pieza compuesta por descartes y breves fragmentos de diferentes épocas, acompañados por la música coral de su boda e insertos actuales de Mekas cortando y editando. A la misma hora coincide el único pase de Al doilea joc (The second game), la reunión de Corneliu Porumboiu con su padre, Adrian Porumboiu, para contemplar y comentar el encuentro de fútbol entre el Dinamo-Steaua que éste arbitró en diciembre de 1988 y que fue seleccionada en el Forum de la Berlinale. Y también, en la Casa de Colón, a esta misma hora se proyecta C’est eux les chiens, de Hicham Lasri.

A las 20h se solapan una cuadrilla de interesantes opciones, É o amor, del portugués João Canijo, al que conocemos por Sangue do meu sangue. El último pase de A spell to ward off the darkness, la suerte de tríptico o viaje espacio-temporal de su protagonista, surgido de la colaboración entre Ben Rivers y Ben Russell, que ayer logró espantar de la sala a casi todos los espectadores, salvo a tres valientes. Y, en el CICCA, Uranes, el primer largometraje de Chema García Ibarra, realizado dentro del proyecto Littlesecretfilm.

Mes séances de lutte

La última sesión plantea un nuevo dilema entre el pase final, en realidad único, pues en el anterior ningún espectador se acercó a verla, de la sesión de cortos de Andrea Tonacci (Já visto, jamais visto), Phil Solomon y Jean-Claude Rousseau, o bien, si no se tuvo la suerte de verla ayer, Mes séances de lutte, una historia de amor que transita entre el desencuentro y la imposibilidad de las palabras al encuentro y el exceso de los cuerpos, que sigue sin gustar en la prensa local. Por cierto, la proyección nocturna de ayer fue seguida de un pequeño y caótico coloquio (gracias al sabotaje de la traductora y la falta de dirección del moderador) con un muy severo Jaques Doillon.


Festival de cine de Las Palmas (LPAFilmfestival) 2014: sugerencias día V

4 junio 2014

Esta mañana se han presentado las dos contendientes de la Sección oficial, É o amor, del portugués João Canijo, al que conocemos por Sangue do meu sangue, y la canadiense The auction (Le démantèlement), de Sébastien Pilote.

Joaquin Pinto Nuno

En la primera sesión de la tarde destaca E agora? Lembra-me, el diario filmado de Joaquim Pinto, que recoge el año de tratamiento experimental contra la hepatitis y el VIH. Coincide con otras propuestas sugerentes, como Stop the pounding heart, de Roberto Minervini, y con la española Ilusión, en el CICCA, de Daniel Castro, las tribulaciones de un cineasta en tiempos de crisis.

A las 20h se proyecta, con presentación de su director, Jaques Doillon, la interesante, a pesar de la diatriba publicada en la prensa local, Mes séances de lutte, y también A spell to ward off the darkness, la última obra ¿experimental? surgida del tándem formado por los dos Ben, Rivers y Russell.

The canyons - Paul Schrader

En la sesión nocturna solo hay que elegir entre Ruin, película australiana premiada en la Mostra de Venezia del año pasado, dirigida por Michael Cody y Amiel Courtin-Wilson y The Canyons, de Paul Schrader, otro ilustre representante del Nuevo Hollywood cuyas películas, como las de Coppola y De Palma, con las que comparte ciclo invisible, parecen ser kriptonita para la distribución.